fisioterapia en casa

Fisioterapia en casa: Una excelente alternativa

La fisioterapia en casa o fisioterapia domiciliaria es una alternativa sumamente útil para aquellas personas que por distintas razones como puede ser la rutina de trabajos, horarios, falta de tiempo, no pueden acudir a una clínica para tratar sus dolencias.

Los tratamientos de la fisioterapia en casa, debemos asegurar, que son iguales a los que se realizan en una clínica de fisioterapia, el profesional que se desplace a domicilio tratará cualquier tipo de problemas de forma experta. Pero exactamente, el desplazarse hasta un domicilio particular y aportar todos los elementos necesarios para trabajar como en cualquier clínica, es el beneficio esencial que trae aparejado este tipo de atención médica. Además, le otorga al cliente y paciente, un servicio más personalizado, pues hay mayor intimidad entre médico y afectado para que este tenga confianza en su recuperación.

«La fisioterapia en casa permite tratar a personas dependientes y fortalece sus músculos y huesos. El hecho es que, por su estado, no todos los pacientes de edad avanzada o dependientes pueden acudir a clínicas, por lo que la opción de recibir tratamiento a domicilio es muy bien recibida.»

Fisioterapeuta a domicilio de Clínica Plussana

También el hecho de conocer en primera persona la zona donde vive el paciente y sus entornos es uno de los mejores aportes de este tipo de atención, pues el profesional fisioterapeuta sabrá aconsejar sobre diferentes temas como rutinas y ejercicios al aire libre, que puedan realizarse en casa, sin problemas de horarios y complicaciones.

El hecho es que como el paciente no deberá desplazarse todas las semanas, varias veces incluso, a la clínica, su rutina diaria no se verá alterada y podrá igualmente guardar más reposo si es el fisioterapeuta quien se desplaza hasta su casa. En consecuencia, la recuperación podrá ser más fácil, cómoda y rápida.

Tratamientos fisioterapéuticos especiales que no requieren horarios ni traslados

Un paciente dependiente siempre será el más necesitado de fisioterapia en casa. Los accidentes y padecimientos crónicos, además de las lesiones físicas y de la pérdida de independencia que conllevan, en muchas ocasiones, provocan también miedo a salir de casa. Ello a su vez, puede limitar actividades que antes gustaban y afectar, incluso, a las relaciones sociales. Por lo tanto, muchos de estos pacientes no pueden ser trasladados a un centro médico.

Para ello la fisioterapia en casa ofrece un tratamiento personalizado con el objetivo de realizar el tratamiento fisioterapéutico en la tranquilidad del hogar donde los familiares pueden aprender los ejercicios. Esto ayuda a la continuidad de la rehabilitación y le permite ahorrar tiempo y dinero al paciente. El tratamiento va enfocado a la reeducación funcional acompañado de orientaciones nutricionales y de estilo de vida.

La fisioterapia en casa auxilia sobre todo a esos pacientes dependientes que tienen dificultad para movilizarse por dolor, incapacidad física o mental y en especial a pacientes de la tercera edad que necesitan mantener la movilidad de sus articulaciones para mejorar calidad de vida.

El objetivo general de este tipo de atención médica es conseguir un estado de salud mediante el tratamiento en la capacidad física, en inquietudes, motivación a la terapia y en la posibilidad de relaciones sociales como movilidad, comunicación, motivación ante otras personas.

«La fisioterapia en casa igualmente promueve el retraso del deterioro fisiológico, la búsqueda de motivación y colaboración del paciente y conseguir el mayor grado de independencia en las actividades cotidianas como lavarse, peinarse y funcionalidad, además de evitar los ingresos hospitalarios y otras alternativas más traumáticas para el anciano.»

Fisioterapeuta experto en Clínica Plussana

Esta atención médica evita las deformidades y el dolor derivado de ello y también la debilidad muscular y la osteoporosis cambiando actitudes sedentarias. Permite mantener las articulaciones en buen estado y la máxima resistencia y fuerza muscular ante ejercicios intensos dentro de la edad del paciente.

Ejercicios para el hogar: Fisioterapia en casa

Existen ejercicios que forman parte de la fisioterapia en casa, fáciles y sencillos. Un fisioterapeuta cualificado deberá idea el plan y programar un tratamiento a base de ejercicios.

Para la espalda

Puede hacerse en casa un ejercicio que consiste en llevar el pie al pecho y tumbado boca abajo con los pies apoyados en el suelo y las rodillas dobladas, elevar una rodilla al pecho. Se debe mantener la posición durante 15 a 30 segundos y luego cambiar de pierna.

Para las rodillas

El ejercicio consiste en elevar los pies, el paciente debe ponerse de pie y elevarse sobre las puntas de los pies y aguantar de puntillas 20 o 30 segundos, relajar y repetir.

También paciente se puede poner de pie y dar una zancada hacia adelante flexionando la pierna y dejando un ángulo de 90 grados, sin que la rodilla sobrepase la punta del pie. Deberá mantener la posición 20 segundos y luego repetir con la otra pierna.

Para los pies

Puede sentarse en una silla con los pies apoyados en el piso y levantar ligeramente el dedo gordo del pie mientras deja los demás apoyados. Este ejercicio debe practicarse hasta el punto en el que se lleguen a levantar los cinco dedos (uno a la vez) comenzando con el dedo gordo y terminando con el quinto.

fisioterapia en casa
Clínica Plussana
Deporte y Salud

1 comentario en “Fisioterapia en casa: Una excelente alternativa”

  1. Pingback: Magnetoterapia: Eficaz en la locomoción | Clínica Plussana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *